martes, 21 de febrero de 2017

Una serie de pensamientos desdichados.

VIII

La nocturna calma me perturba,
el silencio desespera a mis entrañas,
la niebla nace del infinito
y el cielo se nubla...
El frío cae en esta noche de invierno,
la lugubre poesia se vuelve mi destino.
sigo solo... caminando por las vias del tren,
esperando a la luz que me lleve a la oscuridad eterna.



Una serie de pensamientos desdichados.

VII

Existencia maldita,
escapando de la vida y de las tristezas,
solo...
caminando por las vias del tren a media luna,
iluminando mi rostro bajo el firmamento,
mi mente... perdiendose en los cristales de la oscuridad,
mis ojos... humedos de tanta impura desilusión.

Mi alma comienza con su impío llanto,
extrañando a la estirpe que nunca existió,
mi alma... perdida en la gracia de su amargura,
cantando versos de un lamento invernal...
la vieja tonada resuena en mi ser
como aquel viento primaveral sopla
las hoas de un viejo sauce.


Una serie de pensamientos desdichados.

VI

Autodestruido,
solitario,
mi vida se vuelve gris
mientras la lluvia cae,
el dia será el final de todo...

La soga en mi cuello,
y la esperanza... muerta,
la sangre corre por mi brazo,
ya no existe miedo o valentia,
yo solo quiero dejar de existir
en este mundo tan sombrio,
aquel nudo será lo ultimo
que yo haga en esta puta vida.


Una serie de pensamientos desdichados.

V

Una memoria muerta...
una ilusion vacia,
su corazón muerto y ensangrentado,
sus ojos observan la vida gris,
el color ha desaparecido para ella,
el amor de su vida
se ha ido con otra mujer,
ella se siente desplazada,
recordando todas aquellas promesas
que él le hizo a la luz de una vela,
de sus ojos,
la ira y la desilusion se vuelven escarcha
y ya su corazón
se transforma en el invierno mas largo 
de su existencia.

Una serie de pensamientos desdichados.

IV

En bastos bosques oscuros,
aquella niebla aparece,
cuando la luz abandona,
cuando el frio humedece la tierra
aparece lo epico del mundo verde,
lleno de sensaciones,
lleno de oscuridad
cada detalle oculto hasta lo mas recondito...

Recuerdo de caminatas por las noches,
con los pies llenos de barro
y el alma llena de lamentos
eclipsada por la tristeza
donde cada lagrima caia del cielo
y cubría la tierra con mantos de sufrimientos,
en lo infinito del bosque,
en lo epico de lo recóndito,
yace la tierra desconocida,
donde la soledad habita.


Una serie de pensamientos desdichados.

III

Amada y querida soledad,
te escribo desde el fondo de mi alma,
todo es tan dificil,
vivir contigo por siempre lo es,
el alma se vuelve fragil,
y el temple se va,
todo termina en una locura
donde la negatividad es la ninfa de la noche.
No sé las respuestas,
no se nada de la vida,
pero la realidad es que estoy solo...
entero y tristemente
solo.


Una serie de pensamientos desdichados.

II

Sombras en la oscuridad,
inocencia rota por el romance,
tus ojos reflejan el dolor de un amor quebrado,
tu sufrimiento depende de un solo ser.
Aquel romance quedó en las sombras
por todas aquellos momentos 
donde la ira era el acto principal
y tu eras aquel publico que destroza a su artista.
Cuanto ha pasado desde ese tiempo.

Y ahora vienes a mi como si nada,
el dolor siempre está,
los recuerdos del dolor causado siempre viven,
ya no hay nada que puedas hacer
para salvar el amor que un dia fue fuerte e imposible de romper,
yo ya he muerto, y no pienso vivir por ti nuevamente.
Rompiste todo con su egoismo
y mataste todo lo que alguna vez fui.


Una serie de pensamientos desdichados.


I


Vida, vida mía,
que lejos estás de mi,
el destino nos engaña, juega y nos miente en la cara.
Cada dia que pasa te extraño más y más,
aquel amor se fortalece, crece y nos ilusiona,
cada paraiso encerrado en tus ojos
es la calma mas serena de mi alma,
ahogas mis tormentos mas oscuros,
cada sonrisa tuya es vida entre la desdicha
y mi alma ahora anhela tu esencia, 
esa que es tan pura como el viento,
tan transparente como el cielo.
Querido amor, ven y cantemos por el mundo
el jubilo de nuestra alegría,
para que las estrellas se unan como una sola
y para que el cosmos sepa del legado de nuestro amor,
sabes que esto será inmortal,
inquebrantables armonias de colores 
en el resplandor de tus ojos.
 Si tan solo estuvieras aquí...